Cargando...

El PSOE solicita la celebración de pleno extraordinario para debatir la propuesta de la Autovía Burgos-Santander

10 de Febrero de 2004

El PSOE solicita la celebración de pleno extraordinario para debatir la propuesta de la Autovía Burgos-Santander

Los concejales socialistas, ante la actitud caciquil y antidemocrática exhibida en el pasado Pleno por Aparicio y su equipo de Gobierno al dejar sobre la mesa la propuesta socialista sobre la construcción de la Autovía Burgos-Santander, solicitarán la convocatoria de un Pleno Extraordinario con objeto de debatir dicha proposición, al amparo de lo establecido en el artículo 46.2.a de la Ley 7/1985 según redacción dada por la Ley 11/1999, que prevé este derecho siempre que así lo solicite una cuarta parte de los miembros de la Corporación.

Reproducimos literalmente esta solicitud, que va acompañada de la firma de los diez integrantes del Grupo de Concejales Socialistas: Los abajo firmantes, concejales del Grupo Socialista en el Ayuntamiento de Burgos, que suman más de una cuarta parte de los miembros de la Corporación, SOLICITAN, al amparo de lo establecido en el artículo 46.2.a de la Ley 7/1985 según redacción dada por la Ley 11/1999, la convocatoria de un Pleno Extraordinario con el objeto de debatir la proposición que se acompaña en la que se pide que el Ayuntamiento Pleno ??inste al ministro de Fomento y al consejero de Fomento de la Junta de Castilla y León a que procedan a realizar las actuaciones pertinentes que conduzcan a la construcción de la autovía Burgos-Santander.? Esta petición es una reacción obligada por la conducta del alcalde y de la mayoría del Pleno de la corporación que no ha respetado el derecho a participar en los asuntos públicos protegido por la Constitución Española en su artículo 23. El poco respeto que el Sr. Alcalde tiene por los derechos de los concejales ya se puso de manifiesto con su negativa a convocar el Pleno Ordinario en el mes de enero incumpliendo con sus obligaciones y violando el derecho a la participación regulado en la Constitución, como así tiene reiteradamente declarada la jurisprudencia, entre otras la Sentencia del Tribunal Supremo de 14 de diciembre de 2001. El colmo de la actitud antidemocrática, cobarde e irresponsable del Sr. Alcalde se produjo en la sesión plenaria del pasado día 5, donde, yendo en contra de sus propios actos al haber declarado la urgencia de la proposición presentada por el Grupo de Concejales Socialistas y su consecuente inclusión en el orden del día, retiró el punto del orden del día impidiendo el debate y la votación de este punto solicitando el auxilio del resto de los miembros del grupo del Partido Popular. Este acuerdo, adoptado con el voto favorable de los catorce concejales del Partido Popular, es manifiestamente injusto e incurre en una evidente desviación de poder. Así, se amparó en el artículo 92 del RD 2568/1986 de 28 de noviembre, en adelante ROF, que dice: ??Cualquier concejal podrá pedir, durante el debate, la retirada de algún expediente incluido en el Orden de día, a efecto de que se incorporen al mismo documentos o informes, y también que el expediente quede sobre la mesa, aplazándose su discusión para la siguiente sesión. En ambos casos, la petición será votada, tras terminar el debate y antes de proceder a la votación sobre el fondo del asunto. Si la mayoría simple votase a favor de la petición no habrá lugar a votar la propuesta de acuerdo?. Es evidente que a las proposiciones presentadas al amparo del derecho de participación de los concejales, que tiene su amparo en la Constitución y en el artículo 46.e de la Ley 7/1985, no es aplicable este artículo referido a los expedientes incluidos en el Orden del Día previo dictamen de la Comisión Informativa correspondiente, por cuanto las proposiciones son propuestas de acuerdo sometidas directamente al Pleno de la Corporación porque el alcalde, a propuesta de los portavoces, ha considerado de urgencia y lo ha incluido en el Orden del Día. (artículos 82 y 97 del ROF). Difícilmente se puede intentar aplicar este artículo para retirar una proposición del Orden del Día, ya que el artículo 92 está pensado para garantizar que los asuntos que son sometidos a votación cuenten con los informes técnicos necesarios y con el suficiente conocimiento de los miembros de la corporación y, en este caso, se ha utilizado para impedir precisamente que se produjera el debate entre los miembros de la corporación. Prevaliéndose de su mayoría, se conculcan los derechos de la minoría realizándose una interpretación absurda de este precepto, siendo este motivo suficiente para reprobar el acuerdo adoptado por cuanto, como dice el Tribunal Constitucional en su sentencia 149/1991 ??existe una cierta jerarquía y es difícil no otorgar un valor predominante al que ordena prescindir de aquellas interpretaciones que conducen al absurdo?. Veamos por partes los requisitos exigidos en el artículo 92 para poder retirar un asunto del Orden del Día: 1.-??Cualquier concejal podrá pedir, durante el debate, la retirada de algún expediente incluido en el Orden de Día, a efecto de que se incorporen al mismo documentos o informes...; No sería aplicable este supuesto por cuanto la Junta de Portavoces y el alcalde conocen el contenido de la proposición y el alcalde decide incluirla en el Orden del Día por considerar que una propuesta de contenido estrictamente político no necesita ningún otro informe. Por otra parte, si se llegara a esta absurda conclusión, se debiera justificar qué informes faltan para, una vez emitidos, incluir de nuevo este asunto en el Orden del Día de un Pleno Ordinario. 2.-Cualquier concejal podrá pedir............... y también que el expediente quede sobre la mesa, aplazándose su discusión para la siguiente sesión. No parece que la pretensión del alcalde y de los concejales del PP haya sido dejar el asunto sobre la mesa hasta la celebración del Pleno Ordinario que, necesariamente, se debe celebrar el día 4 de marzo. Sería absurda esta pretensión por cuanto el Pleno celebrado el 4 de diciembre de 2003 ya declaró que esta proposición era de interés municipal y era urgente su tramitación. Llegado a este punto, una vez admitido el interés municipal y la urgencia en la resolución de esta proposición procede analizar, aunque sea brevemente, el argumento vergonzantemente utilizado por el portavoz del PP de que esta proposición no puede ser debatida porque ya lo fue en la sesión plenaria celebrada el 4 de diciembre. Este argumento no tiene apoyo legal en ninguna norma y se aparta de los precedentes municipales en el sentido de que se han vuelto a someter al acuerdo del Ayuntamiento Pleno asuntos que ya habían sido tratados y resueltos con anterioridad. No existe ninguna norma que impida a un concejal presentar una proposición cuantas veces le parezca oportuno. Pero además, aún no siendo necesaria justificación alguna, a efectos puramente dialécticos, también es claro que las circunstancias han variado sustancialmente del 4 de diciembre de 2003 al 5 de febrero de 2004. Es público que dos concejales que el 4 de diciembre de 2003 votaron en contra de la proposición han cambiado de opinión votando a favor de idéntica proposición en un pleno de la Diputación Provincial. Como el derecho de participación es un derecho individual de cada uno de los concejales es legítimo suponer que la opinión sustentada con posterioridad por estas dos personas es la que mantienen actualmente, con lo que la proposición sería aprobada en el Ayuntamiento convirtiéndose en un acuerdo de la mayoría de la Corporación. Es indudable también el interés general que esto tiene, ya que podría suponer un cambio en la opinión del Ayuntamiento e, incluso, del partido político que goza de la más amplia representación en la ciudad de Burgos. Por otra parte, también conviene precisar que el Grupo de Concejales Socialistas ha presentado esta proposición en la primera oportunidad que ha tenido ya que, por incumplimiento de las responsabilidades del alcalde, el primer pleno ordinario que se ha celebrado después del 4 de diciembre lo ha sido el 5 de febrero porque no se convocó el correspondiente al mes de enero. Por todo lo expuesto, SOLICITAMOS La convocatoria de un Pleno Extraordinario que deberá celebrarse en el plazo máximo de quince días hábiles contados a partir de la fecha de esta solicitud en el que se incluya como único punto del Orden del Día la proposición retirada del Orden del Día de la sesión plenaria celebrada el pasado 5 de febrero conducente a que el Ayuntamiento Pleno ??inste al ministro de Fomento y al consejero de Fomento de la Junta de Castilla y León a que procedan a realizar las actuaciones pertinentes que conduzcan a la construcción de la autovía Burgos-Santander?.